POSPARTO

Muchas veces los problemas perineales no nos dan síntomas significativos, pero a largo plazo se pueden convertir en Incontinencias o Descensos de los órganos (Prolapsos), que tienen una recuperación más difícil y larga. Es importante hacerse una valoración completa que nos asegure que estamos bien.

Aun así hay veces que aparecen algunos síntomas:

   ▪   Pérdidas de orina leves, con los esfuerzos, al saltar, correr, estornudar, reír, toser...

   ▪   Abertura vaginal.

   ▪   Aires vaginales.

   ▪   Faja abdominal débil.

   ▪   Incontinencia urinaria.

   ▪   Infecciones de orina de repetición.

  ▪   Sensación de peso en el bajo vientre.

  ▪   Descenso de vejiga o útero.

  ▪   Dolor a nivel vaginal o abdominal.

  ▪   Cicatrices dolorosas o poco elásticas de la Cesárea o la Episiotomía.